Esta es una de las preguntas que más resuenan en boca de las mujeres: ¿Es normal que me duela tanto la menstruación? ¿Es normal tener cólicos y vómitos? ¿Es normal que el dolor paralice mi día? La respuesta a estas preguntas es no y te vamos a explicar el por qué.

Antes que nada, vamos a definir la menstruación, regla o periodo como el sangrado vaginal normal que ocurre como parte del ciclo mensual de una mujer. La duración media del ciclo menstrual de una mujer es de 20 a 31 días, por lo que de un periodo a otro deben transcurrir 28 días. La menstruación es un proceso natural que toda mujer sufre cada mes de su vida como resultado de que el útero se ha desprendido de su recubrimiento. Por lo que la sangre menstrual está compuesta por parte del tejido del interior del útero.

 

Síntomas premenstruales

Los síntomas premenstruales los muestran la mayoría de las mujeres de siete a diez días antes de comenzar su periodo. Comúnmente los dolores aumentan en los dos, tres días previos y disminuyen las horas anteriores al primer día de ciclo menstrual. Para combatir estos síntomas se recomiendan toman fármacos tanto analgésicos como antinflamatorios.

El síndrome premenstrual (SPM), conocido asimismo como tensión premenstrual, es un trastorno que suele preceder a los dolores menstruales. Engloba al conjunto de síntomas, como hinchazón de las mamas, cansancio pronunciado e intensos dolores en la zona del vientre.

Este síndrome suelen sufrirlo las mujeres en edades comprendidas entre los 20 y los 45 años, a pesar de que cualquier mujer a largo de su vida puede poseerlo. Cabe destacar que se agravan estos síntomas en situación de elevado estrés.

 

Endometriosis

La endometriosis se produce cuando el tejido que reviste el interior del útero (denominado endometrio) crece fuera de este, es decir, en otras zonas del cuerpo dónde no corresponde. A pesar de que la endometriosis todavía no se ha calificado como enfermedad autoinmune, puede aumentar el riesgo de estas enfermedades.  Actualmente, se desconocen las causas que la provocan por lo que no existe una cura específica para acabar con ella.

Se estima que un 10% de mujeres padecen esta enfermedad y el problema radica en que algunas de ellas no son conscientes de que la poseen puesto que asumen que los dolores que le provoca durante la menstruación son a causa de la menstruación y no de la endometriosis: reglas muy dolorosas y abundantes.

 

¿Cómo se si los dolores con la menstruación que tengo son normales?

La regla siempre ha sido un tema tabú, un tema estigmatizado, del que la mayoría de las personas preferían evitar. Es cierto que con el paso del tiempo se está normalizando, puesto que no hay nada más natural que el ciclo del cuerpo de una mujer.

Cuando sentimos algún tipo de dolor o anomalía en nuestro cuerpo es señal de que algo no está funcionando como debería. Entonces, ¿por qué la sociedad ha normalizado que el ciclo menstrual es doloroso? Porque la mujer se ha acostumbrado al dolor que producen enfermedades como la endometriosis vinculándolas de forma errónea a la menstruación. No es un secreto que para la mayoría de las mujeres la semana del periodo no es una semana deseada, pero también es cierto que afortunadamente hoy en día contamos con grandes avances en el mundo sanitario como la copa menstrual que hacen que esta semana no sea tan temida.

Existen miles de mitos sobre la menstruación como pudieran ser que durante el periodo no te puedes quedar embarazada, que no puedes mantener relaciones sexuales o que el sangrado se corta con agua fría. Evidentemente todas estas creencias son falsas, pero han sido transmitidas y perpetuadas a lo largo de muchas generaciones.

La realidad es que existen mujeres a las cuáles no les duele la regla, puesto que a una mujer sana no tiene porque sufrir dolores. Por lo que, si tus reglas son dolorosas y tienes síntomas como cólicos, vomitivos u otros, acude a un profesional sanitario, porque el proceso del ciclo menstrual de una mujer debería ser un proceso bonito y no como es en muchos casos, doloroso y odiado por gran parte de las mujeres.